RESURFACING LASER
blefaroplastia.jpg
¿Qué es el LASER y el resurfacing?

El LASER es un haz de luz colimado  y monocromático (una única longitud de onda) que permite interactuar con diferentes moléculas de los tejidos (agua, hemoglobina o pigmentos). Dependiendo del tipo de onda LASER podremos usarlo para diferentes indicaciones.

El resurfacing permite eliminar o tratar capas de la piel en este caso facial para mejorar o eliminar las arrugas faciales o cicatrices, mejorando así mismo la porosidad de la piel y aumentando el nivel de colágeno dérmico.
¿Cómo se realiza un resurfacing LASER?
 

Se trata de una técnica realizada habitualmente bajo anestesia tópica o local. Puede hacerse sola o asociada a otros procedimientos como la blefaroplastia o la ritidectomía. Dependiendo del nivel de profundidad que se desee alcanzar, puede utilizarse un laser ablativo de CO2 o Erbium-YAG. Así mismo si se aplica o no de manera fraccional (en muchos micropuntos) tendremos diferente nivel de actuación y recuperación.

¿Cómo es el postoperatorio de un resurfacing LASER?
 

Durante unos días, el paciente puede notar costras e inflamación, si bien se puede hacer vida normal. Es poco molesto. Los cuidados incluyen el uso protección total solar, cremas reparadoras/antibióticas y la toma de algún analgésico como paracetamol o ibuprofeno. A medida que pasan los días van mejorando los resultados. dependiendo del tipo de ténica será necesario alguna sesión complementaria.